Inauguración Goiko Grill GB

Esto es una crónica de la inauguración del Goiko Grill de Glorieta de Bilbao (11/06/2015. Voy con un poco de retraso, sí). Te invito a que la leas, que para eso la escribo, claro. Pero si te estás preguntando qué es Goiko Grill, dejá YA de leer y buscá el más cercano a tu casa. Porque si no probaste una de sus hamburguesas, o las patatas (OMG, las patatas… Cuando fuimos la primera vez quisimos secuestrar al cocinero), los teques, los chicken tenders, … No, es que no existís. Tienen ya 6 restaurantes repartidos por Madrid, así que, dale, reservá y empezá a vivir.

Los chicos de Goiko nos invitaron a la inauguración del que fue su cuarto restaurante, el de Glorieta de Bilbao. Edu y yo, que ya conocíamos la calidad de los Goikeros, íbamos sobre seguro cuando invitamos a Ana y Fernando, enamorados de las hamburguesas que no podían faltar a un evento así. Fernando, Ana, esto cuenta como regalo de boda.

Photocall #GoikoGrillGB
Edu, yo, Ana y Fernando, posando ante el Photocall con el primer regalito de la noche.

El local está muy cuco, todo cuidado al detalle. Tiene una planta baja con su terraza, con mesitas más “normales”, y una primera planta con mesotas para grupos o para compartir, con sofás donde pasar el rato y unos ventanales gigantes a la glorieta.

Según llegamos, nos dieron un regalito de bienvenida (como si la jartá de hamburguesas y buen rollo no fueran regalo suficiente), con un frasco de salsa barbacoa, que hace las delicias de Edu en casa.

Y para ir entrando en materia, la Goikopita, que dicen por ahí que es un derivado de un cóctel venezolano, la guarapita. No sé que llevaba, además de Ron Santa Teresa, pero los frasquitos esos ¡se vaciaban a la velocidad de la luz!

La #Goikopita de @GoikoGrill en la inauguración de #GoikoGrillGB. Dicen que está muy buena 😉

A photo posted by Lucía Fernández (@lucia_fl) on

En el sofá del rincón de pensarBuscamos un rincón donde poder estar hablando tranquilamente (en persona y por Twitter, que había ahí gente con la que había hablado más de una vez en el 2.0 y, ¡al fin!, la conocí en vivo y en directo. Encantadísima, José Manuel, Inma y Mauro), y nos atrincheramos cerca del sofá del rincón más tranquilo, del que salíamos para avalanzarnos sobre las bandejas que iban sacando los chicos de Goiko Grill: brochetas de tomatitos y mozzarella, teques (palitos de mozzarella envueltos), pollo empanado con salsa barbacoa y, of course, hamburguesas.

Chicken tenders
Salir de la cocina y durar tres minutos. El terrible destino de los chicken tenders de Goiko Grill.

La tarde se iba convirtiendo en noche, y ya sabéis que la noche es oscura y alberga cosas aterradoras… ¡Pero también deliciosas!, porque el momento de desvelar a la estrella del local se iba acercando. Cada restaurante de Goiko Grill tiene una niña bonita que no está en los demás, y la de Glorieta de Bilbao está hecha a mi medida: ¡la hamburguesa Pitufina! Queso azul, cebollitas moradas a la plancha y lechuga batavia.

Paparazzi sobre la hamburguesa de alma azul
Hincando el objetivo antes de hincar el diente sobre la hamburguesa de alma azul.
La Pitufina
Queso azul, cebollitas moradas a la plancha y lechuga batavia.

Y con este final tan espectacular, nos volvimos para casa. Pero volveremos a ver este logo y disfrutar de sus hamburguesas. Y patatas. Y teques. Y de toda la familia Goiko Grill.

Esencia Goiko Grill